3 heladerías de Barcelona para derretirse

ADVERTISING
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en email

Playeo, helados y no dar palo al agua, la Santísima Trinidad del verano perfecto. Aunque no os vamos a engañar, seguimos en la oficina viendo cómo el resto de mortales disfrutan de sus ansiadas vacaciones. Pero eso no significa que vayamos a sobrellevar el verano encerrados con el ventilador enfocado a la cara.

Ahora bien, si algo define al verano, esto es un cremoso, suculento, untuoso y sabroso helado. Por ello, os hemos preparado la selección de tres heladerías imprescindibles en Barcelona que os ayudarán a combatir las altas temperaturas a golpe de bolas y bolas de helado, conos imposibles y muchos, muchos cucuruchos.

Parallelo Gelato

Cuatro amigos procedentes del costero Santo Stefano al Mare, del sur de Italia, son los creadores de esta heladería artesanal. Una heladería que reescribe la historia del gelato en Barcelona, con texturas y sabores fascinantes, elaborados con ingredientes de proximidad.

Se encuentran en el barrio de Gràcia y tienen propuestas divertidas, sin miedo a unir los universos dulce y salado en una maravilla cremosa, como el aguacate con toque de limón y Tabasco, o las semillas de calabaza con almendras y polen, además de otros más tradicionales pero no por ello menos emocionantes.

Heladerías - Parallelo gelato

Kakigori

Aquí más que helados encontraréis una versión que se os asemejará más al granizado. De hecho, la traducción del japonés aproximada de kakigori sería ‘nieve’ (‘Gori’) y la manera de cortarlo, a láminas muy finas que generan ese efecto visual de nieve (‘Kaki’).

En Kakigori los granizados los preparan con agua mineral vitalizada y entre capa y capa de hielo añaden sirope natural del sabor que elijas: piña colada, mango, jengibre, limón, chocolate o fresa. ¡Refrescantes y perfectos para aquellos que quieren mantener la línea, pero no por ello renunciar a un caprichito!

Heladería mexicana

En México también se comen helados y al igual que ocurre con el resto de su gastronomía, se trata de sabores que alegran el paladar y todo el cuerpo. En Heladería Mexicana se comen helados picantes de chocolate con chile que transportan a cualquiera de los mercados mexicanos o sabores típicos del país como el sorbete de guanabana, tamarindo, guayaba, fruta de la pasión, margarita, margarita de limón, mango e incluso vainilla mexicana. Esta heladería es ya un lugar de peregrinaje para muchos vecinos y turistas de la Barceloneta. ¿Nuestra recomendación? Ir con ganas de probar sabores nuevos y dejarse llevar.

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en email
ADVERTISING
ADVERTISING

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.