Los 7 emprendedores gastronómicos del dulce

Por Bcn Foodie Guide 07 febrero 2021

Los 7 emprendedores gastronómicos del dulceLos 7 emprendedores gastronómicos del dulce

Ya se sabe: ante una crisis, siempre surgen oportunidades. Y hoy os contaremos 7 historias de emprendedores y emprendedoras gastronómicos que han decidido volcar pasión y tiempo a crear sus propuestas dulces desde cero, con pocos medios y mucha ilusión. Brownies, cheese cakes, cookies, scones, magdalenas veganas… todos ellos aportan un producto artesanal sabroso e interesante que vale la pena descubrir.

Estas historias tienen en común el factor reinvención. Desde una ingeniera, una periodista, una arquitecta o profesora de inglés a chefs, todos ellos y ellas han descubierto que iniciar esta emprendeduría ha aportado valor a sus vidas, sintiendo una mayor realización. Además, ver cómo paso a paso su intuición se transforma en negocio es todo un regalo que esta situación de crisis les ha brindado. Los hemos probado todos, y seguramente si también los probáis, notaréis parte de ese cariño invertido en su elaboración totalmente artesana.

Jon Cake, el rey emprendedor de los cheesecakes

Jon García regresa a Barcelona después de pasar por Can Roca (pastelería y partidas de carne y producción) y Casa Garras con la ilusión de, tras dos años de profundo aprendizaje, abrir un local de bocadillos gourmet. Al empezar la pandemia, focaliza energía y tiempo al divertimento de cocinar pasteles de queso y perfeccionar la receta. Desgranando las recetas de los mejores cheese cake patrios (La Viña, Zuberoa, Cañadío, Kava o Estimar) investiga punto en común y cantidades para, a partir de ahí, crear su propia receta.

Empezó a dar a probar a amigos, y a los amigos de estos amigos… hasta que llegaron los primeros pedidos por Instagram. A los dos meses, elaboraba 60 cheese cakes por encargo, y en la actualidad rebasa los 180 a la semana, llegando casi a los 1.000 entregados. A García le pilla por sorpresa pero convencido de su propuesta de valor y de calidad, sigue en su búsqueda de los mejores cheesecakes de (al menos) la ciudad, con variantes divertidas: chocolate blanco, limón y cacahuete, pimienta con baya pasión (una baya de aroma herbáceo que al romperse, asemeja en aroma a fruta de la pasión)…¿dónde estará el techo de Jon Cake

De mientras, podemos gozar de estos increíbles pasteles de queso a unos precios más que correctos (e iguales sin importar la variante de cheese cake que se compre), haciendo el pedido en su Instagram: la tarta mini es para 2 pax y cuesta 12€; la mediana es para 4-6 pax y cuesta 20€ y la grande, de 30€, es para 10. Son raciones generosas. García aconseja que antes de comérsela, se deje atemperar un rato fuera de la nevera y consumir máximo al día siguiente. Dudamos que las tartas lleguen al día siguiente…las dos que probamos, la clásica y la de queso azul, desaparecieron casi al instante sin dejar miga.

Jon Cake, el rey de los cheesecakes
Jon Cake, el rey de los cheesecakes

 

PASTÉ BCN, pastelería de restauración para gozar en casa

Hugo Roche se formó como chef de alta cocina, haciendo prácticas en el Bo.Tik de Albert Sastregener, y justo en esa experiencia se dió cuenta que donde su ilusión se desbordaba era con la pastelería. Decidió dirigir sus pasos hacia esta especialidad y se formó mientras a su vez hacía prácticas en la Pastisseria Canals (5 meses) y ayudó a tirar adelante las campañas de Navidad. En febrero del 2019 decide ofrecer sus servicios de pastelería a restaurantes del Vallès Oriental (donde reside) y con la llegada del confinamiento y el cierre de sus clientes, decidió hacer un curso de pastelería intensivo para conseguir que sus pasteles llegasen a las casas de los comensales: así nace PASTÉ BCN.

Su clientela, de Granollers y cercanías, ya se está diversificando hasta el punto de tener claro que va a dejar su obrador en Granollers para mudarse a Barcelona y así atender mejor a su creciente clientela asidua. La variedad de sus creaciones es considerable. Roche cuenta que trabajar en pastelería le permite ser creativo a un nivel más pausado, disfrutando del proceso, así que si os llama la atención la maravillosa tarta de banana bread con topping de mousse de chocolate, o su carrot cake en versión mini, lo notaréis en su sabor. También que donde más bien se lo pasa es con la pastelería americana, estética, vistosa, lujuriosamente rica.Si tenéis en mente un pastel en concreto, Roche acepta pedidos personalizados aunque por experiencia os podemos asegurar que si él os recomienda, no falla. 

Según el tamaño, el pastel que entreguéis (por whatsapp –938 457 075- o por DM) os puede costar entre 35 y 45€, dependiendo también de si pedís decoraciones especiales. En todo caso, ese precio incluye el delivery.

Pasté, pastelería de restauración para gozar en casa
Pasté, pastelería de restauración para gozar en casa
Pasté, pastelería de restauración para gozar en casa

 

The Good Cake, los cupcakes veganos más sabrosos

Alia Benamour encarna el emprendimiento por necesidad. Especifiquemos: su enamoramiento de la pastelería vegana empieza al querer obsequiar a su padre diabético con dulces que pueda disfrutar y al descubrir que esa pastelería le permite a ella consumir dulces, pues sufre intolerancias al gluten y a los lácteos. Esta marroquí de nacimiento, llegó a Barcelona recientemente después de estudiar cocina y gestión de la restauración en Suiza para realizar un master sobre emprendimiento. The Good Cake es el resultado, unión de ese proyecto personal con la esperanza que sea un emprendimiento profesional.

Sus magdalenas o cupcakes ya eran un hit entre amigos y conocidos y hace un mes escaso que Benamour ha decidido lanzarse bajo su propia marca, desde su obrado en el Gòtic. Su pastelería, como ya hemos dicho, es vegana y no contiene gluten ni azúcares que no estén naturalmente en los alimentos, como la fructosa de la fruta. A partir de esta premisa, ha desarrollado la que, asegura, es la masa perfecta. Una masa que ahora da forma a cupcakes pero que pronto se tornará en deliciosos pasteles y galletas. ¿Por qué cupcakes? Benamour asegura que el cupcake, que no el muffin, aporta la ración necesaria para saciar el hambre de dulce. Un capricho además de saludable, apto para todo tipo de dietas.

Para probarlas, podéis hacer el pedido por DM en su Instagram y por whatsapp (625 956 310). Las ofrece en dos formatos: en una caja de 4 unidades (6,50€) y en otra de 6 (9,50€). El delivery lo realiza ella misma y es gratuito a partir de un pedido de 15€.

The Good Cake, los cupcakes veganos más sabrosos
The Good Cake, los cupcakes veganos más sabrosos

 

Rooftop tea, elegante pastelería inglesa

Angela Carroll, quizás por influencia de su apellido, crea ceremonias de afternoon teas que parecen sacadas de un sueño. Y es que esta profesora de inglés que durante 10 años trabajó en TV3 decidió formarse en pastelería con Eric Ortuño en l’Atelier y profesionalizar esa vocación. Mientras la ceremonia presencial no es posible, Carroll sirve semanalmente sus cajas de afternoon tea a sus adeptos bajo la cada vez más conocida marca de Rooftop tea.

Lo que nos ha llamado la atención, aparte de su encantadora personalidad y delicadeza, es uno de los productos estrella: los scones. Los hemos probado por primera vez, y nos ha seducido rápidamente este dulce de origen escocés tan presente en las meriendas ingleses tradicionales. El scone es un panecillo dulce que se consume cortado por la mitad y untado de clotted cream (nata de alto contenido graso que se cocina durante horas a baja temperatura y que, enfriada en nevera, tiene la textura de una mantequilla suave) y mermelada.

Carroll cambia la caja cada semana, buscando ofrecer un espectro más amplio de la cultura pastelera inglesa, más allá de los scones. Los lunes cuelga la propuesta en su Instagram y recibe los pedidos y pagos hasta el mediodía del miércoles, para enfocarse en la producción desde su pequeño obrador en Gràcia (que, cotilleo, comparte con Jon Cake). La entrega o la recogida se hace el viernes. Los scones, nuestro más reciente crush, los vende a 15€ (6 unidades) o a 22€ (10 unidades) y si en vuestra primera compra adquirís su bolsita de algodón, obtendréis 10% de descuento en vuestra próxima compra, si la lleváis.

Rooftop tea, elegante pastelería inglesa
Rooftop tea, elegante pastelería inglesa
Rooftop tea, elegante pastelería inglesa

 

Delisucré, la monstrua de las cookies

Ruane Gracio es brasileña, ingeniera de profesión pero apasionada por la cocina desde siempre. Cuando llegó a Barcelona encontraba placer y consuelo en cocinar y perfeccionar las cookies que tanto le reclamaban sus amigos. Precisamente fueron ellos quienes animaron a Gracio a crear Delisucré para que todo el mundo disfrutara de sus deliciosas cookies crujientes de tierno corazón relleno. Ahora sus intereses le han llevado a ofrecer también postres tradicionales de su tierra, como los brigadeiros o la palha italiana (un postre tradicional mezcla de brigadeiro con galleta maría) y tartas. Cocinar estos dulces, asegura Gracio, le hace sentirse cerca de su tierra y le parece una bella manera de devolver a Barcelona las oportunidades que ahora esta nueva morada le brinda.

Aconseja calentar las cookies unos 10 segundos en el microondas para que el interior esté más cremoso. Las que más triunfan son las de nutella y crema de cacahuete, aunque la de brigadeiro y dulce de leche le parecen que son las que más le recuerdan a Brasil. Podéis disfrutar de sus cookies haciendo el pedido por DM en su Instagram de miércoles a sábado. Recordad hacerlo con un día de antelación para que os lleguen acabadas de hacer. Sus precios: 2€/unidad (sin relleno) o 2,5€/unidad (con relleno). No hay pedido mínimo ni tampoco hay coste de delivery (que realiza ella misma).

Delisucré, la monstrua de las cookies
Delisucré, la monstrua de las cookies

Gaby de Funky Tables

Gabriela D’Aloia es periodista y trabajó en guías y comunicación gastronómica en su Venezuela natal. Se mudó a Barcelona en 2011 para hacer un master en comunicación creativa pero no encontró su hueco profesional aquí y como su carácter es emprendedor e inquieto empezó a trabajar como gestora de apartamentos turísticos. Este trabajo rápidamente le gustó porque le permitía atender, recibir, hacer de anfitriona y explicar a sus huéspedes aquellos lugares y detalles de la ciudad con encanto y personalidad.

Al llegar la pandemia y desaparecer el turismo, se vuelve a ver en la misma situación de tener que volver a empezar. Como ya se había reinventado, lo encaró con una actitud más positiva y energética. La cocina, que desde siempre le había gustado fue su refugio y pronto se desveló como su futuro: dedicó tiempo a investigar el grazing catering, una tendencia en la que todos los alimentos (dulces y salados) se presentan ya cortados en una caja, con una distribución pensada para que el comensal pruebe de todo con la mano, pausadamente. Es muy impactante a nivel visual y ese aspecto estético le llamó aún más como buena enamorada del arte y la creación. 

D’Alogia bromea con ello y nos cuenta que es tan bonito que hasta da pena comérselo, como si al hacerlo rompemos una creación en un lienzo, sea éste una caja, una tabla o una mesa. De ahí su alter ego Funky Tables. En sus boxes, que cambia cada mes, d’Alogia hace la curación de productos de artesanos locales, muchos de los cuales son generaciones en la familia realizando sus productos o bien emprendedores que, como ella, buscan su lugar con producto de calidad hecho por ellos mismos. 

Propone dos formatos: la box pequeña (30€) tiene delicadezas de entre 400 y 450grs y sirve para 2-3 personas y la grande (60€) puede contener de entre 700 y 800grs, apta para que se disfrute entre 4 ó 5 personas. Los pedidos los recoge por DM en su cuenta de Instagram o a través de whatsapp (622051875), con un par de días de antelación a la entrega porque, ya lo veréis, el montaje de cada caja es una pequeña obra de arte que se degusta.

Gaby de Funky Tables
Gaby de Funky Tables
Gaby de Funky Tables

Brown Sugar, los brownies más versátiles

María Carolina Termes es arquitecta y ante la imposibilidad de trabajar por la pandemia, empezó a cocinar para mantenerse ocupada y descubrió que lo que antes era un hobby, podría convertirse un negocio, pues no conocía ninguna propuesta especializada en brownie. Brown Sugar es el resultado de esa intuición, yendo más allá de ofrecer un muy buen brownie: este pastel es tan versátil que a partir del brownie como base (azúcar moreno, chocolate de 70% de cacao, mantequilla y un toque de café y vainilla), se podían crear versiones con combinaciones sabrosas

Los sabores que más triunfan son el de mantequilla de avellana, el de té matcha y el de Suchard aunque para ella el de pistacho es especial, el aporte salado es muy rico. Hace un total de 10 sabores y actualmente está trabajando para realizar versiones veganas.

Acepta pedidos todos los días, aunque de jueves a domingo es cuando tiene mayor volumen de ellos. Podéis pedir una cajita de 3 unidades (5.50€), una de 6 unidades (9,50€), una de 9 unidades (13,50€) o la de 12 (16,50€), la más grande. De un único sabor o como degustación de todos, cada caja se puede personalizar. Las entregas las realiza ella misma de forma gratuíta si es en el radio de 2km de Sagrada Família pero si es más lejos, el suplemento es de sólo 2€.

Brown Sugar, los brownies más versátiles
Brown Sugar, los brownies más versátiles

Si te ha gustado este post tan dulce, echa un vistazo este especial de dulces navideños.


DEJAR UN COMENTARIO

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Lamaga Comunica
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: redaccion@bcnfoodieguide.com.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.

  Acepto la política de privacidad